Comunicación

Fiesta de Todos los Santos, tradición boliviana cada vez más viva

El 1 y 2 de noviembre se celebra en Bolivia la fiesta de "Todos los Santos". Una de las importantes celebraciones en la que las familias bolivianas conmemoran y recuerdan a los muertos. Es el tiempo en que se preparan elementos que simbolizan la añoranza por las personas fallecidas.

Los cementerios de la mayoría de las regiones del país son abiertos para recibir a los dolientes que realizan rituales en honor a sus conocidos. Es al mediodía del 1 de noviembre que las familias preparan una mesa sobre la cual colocan un mantel, adornos y flores. En muchos casos también llevan música a los difuntos, con lo que esta celebración se convierte en una fiesta en la que se honra la memoria de los seres queridos que dejaron la vida terrenal.

Los alimentos que componen la “mesa” son los preferidos del(os) difunto(s), una variedad de panes y galletas (maicillos, bizcochuelos y alfajores, entre otros), fruta seca, caramelos en forma de animales, escaleras de pan (que proviene de la tradición católica que simboliza la subida o bajada del cielo), hojas de coca y bebida, y las tradicionales t’ant’a wawas, que en una traducción literal significarían “niños de pan”.

Este año desde la embajada de Bolivia en México honramos y recibimos las almas de Ana María Romero de Campero, Rodolfo Illanes, Carlos Villegas, Andréz Soliz Rada y José Bailaba, entre otros compañeros y compañeras que nos dejaron y que apostaron con su trabajo incansable a nuestro Proceso de Cambio. 

©2017 Embajada de Bolivia en México